martes, 23 de julio de 2013

Hexcrawl - Bastión de Boca de Hierro

Aquí os traigo mi primera aportación al proyecto Hexcrawl del que os hablaba la semana pasada. No se si alguna de ellas será utilizada finalmente o no. En breves pondré el listado de los colaboradores principales y el enlace a sus páginas web, en donde van publicando sus avances en los territorios que les han concedido.

El Bastión de Boca de Hierro (2424)

El bastión se encuentra en la montaña del 2424 que domina las tierras bajas al sudoeste, y fue construido por los Primeros Hombres con la ayuda de los enanos del norte exactamente para proteger esas tierras de los posibles ataques de las tribus humanoides de las montañas y colinas al noreste (hace tiempo desaparecidas por el dominio humano de la región). Su nombre proviene de su extraña entrada, que representa un gigantesco rostro macilento, cuya boca abierta sería propiamente la entrada, y en la antigüedad estuvo cerrada por una pesada puerta de doble jamba completamente de hierro (desaparecida también hace mucho, cuando fue abandonado el bastión).


En la actualidad, el bastión está en ruinas, un mero despojo de lo que fue en la antigüedad, y sirve como leprosería, refugio y sanatorio para los repudiados de la sociedad. La leprosería está regentada por un anciano sacerdote de la curación, el cual hace lo que puede por el bienestar de sus moradores, ya que la lepra es una enfermedad divina y no puede curarse por medios mágicos.

Desconocido para la inmensa mayoría, es que el bastión también sirve como refugio para la Corte del Rey Mendigo, un poderoso señor del crimen con tentáculos en la mayoría de las poblaciones de la región, especialmente en las sedes de los condados y del ducado. Ocupa la parte superior de los niveles excavados del bastión, la zona del columbario, el cual ha puesto de nuevo en servicio y gracias al cual recibe información de todos sus servidores. Ejerce de mecenas de la leprosería, y así ha obtenido el silencio del anciano sacerdote a cerca de sus actividades y de la presencia de sus seguidores, los cuales pueden moverse libremente haciéndose pasar por leprosos. Conocen las entradas secretas al Bastión, incluyendo la que lleva al nacimiento del rio Matacuervos, al sur de las Montañas, una via rápida para llegar hasta el mar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario